Tensiones chino filipinas

En medio de la renegociación de los acuerdos de defensa ente Filipinas y Estados Unidos, ha aumentado la tensión militar entre Pekín y Manila cuando unos doscientos pesqueros chinos se han acercado a unos islotes de soberanía filipina a faenar, en unas aguas para las que China reclama autoridad exclusiva.

La Marina de Filipinas anunció el pasado el pasado 7 de marzo que había imágenes, publicadas más tarde, en las que se ven unas 220 embarcaciones chinas, que se sospecha que están tripuladas por las milicias marítimas chinas, ancladas en el Whitsum Reef, que se encuentra en la zona económica exclusiva de Filipinas.

El mar de la China Meridional  es desde hace décadas el escenario de un conflicto con la reivindicación de islotes y archipiélagos por parte de la República Popular de China (o China continental), la República de China (o  Taiwán), Vietnam, las FilipinasMalasia y Brunéi, de la zona.

Estos islotes y archipiélagos no están habitados, a pesar de la presencia de bases militares que, por otro lado, junto con el comercio, son el eje central del conflicto en cuestión.

Filipinas, Vietnam, Malasia, Taiwan y Brunéi reclaman partes de este estratégico mar -por el que circula el 30 % del comercio global y que alberga el 12 % de los caladeros mundiales, además de yacimientos de petróleo y gas- aunque China se atribuye la soberanía de esas aguas casi en su totalidad.

De momento, Filipinas es el único país que cuenta con una sentencia que avala sus reclamaciones, ya que la Corte Permanente de Arbitraje (CAP) de La Haya le atribuyó la titularidad de varios territorios del mar de China Meridional, el atolón Scarborough y parte del archipiélago Spratly, donde China ha construido bases militares en islas artificiales sobre atolones y arrecifes para apropiárselas de facto.

China, que apela a derechos históricos sobre la zona, nunca reconoció el fallo y continúa con sus actividades militares y pesqueras dentro de la zona exclusiva económica de Filipinas.

El conflicto marítimo con China es un asunto muy delicado en Filipinas, donde la mayoría de la población no ve con buenos ojos la postura pasiva de Duterte, quien ha reorientado su política exterior hacia China y Rusia.

The following two tabs change content below.

admin

Latest posts by admin (see all)

Leave a Reply

avatar
  Subscribe  
Notify of